25 diciembre 2016

Texturas, huellas, los mapas de la piel...
























4 comentarios:

  1. Cada una de ellas cuenta una historia en su singularidad e invita a sentirla a tacto libre, con los sentidos sin ataduras. Se pueden acariciar con la mirada y casi con las manos las texturas que hablan de heridas, de amores que labraron profundas simas, o tal vez fueran las arrugas de tanta sonrisa, o del simple pasar que va trazando huellas y geometrías del azar. Sí, se pueden acariciar en la distancia. Sentir y soñar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, David! Estas fotos no son las más visitadas, o exitosas, y sin embargo son de mis favoritas. Porque hablan de la vida, del paso del tiempo, del dolor y de las caricias, pero claro eso hay que saber verlo, supongo que esa poesía esta en la forma de mirar... Como lo haces tú, por ejemplo.
      Me gusta verte por aquí, un placer de verdad!
      Beso

      Eliminar
  2. Veo estrellas varadas en la orografía de la luna, en la foto se siente el tacto de las cicatrices que parecen un alfabeto magnético. Confío en que el viento nunca deje de soplar. Enhorabuena por estas fotos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sabes cómo agradezco tus palabras, estas fotos son de las que de alguna manera más hablan de mí, y me alegra mucho que gusten, aunque suelen ser las menos vistas y las menos apreciadas. No importa, es lo que me gusta decir y cuando alguien me dice algo positivo, me alegra. Un abrazo y Muchas Gracias!!!!

      Eliminar